Estás en: Indumentaria - Peinados

Peinados

fotografíaPicaporte

La manera de peinarse de la mujer murciana era un fiel reflejo de la sociedad y los modos de vida de ésta. La mujer murciana siempre ha cuidado con esmero su peinado y se consideraba complemento indispensable de su apariencia y modo de vestir. 

El moño más típico era el de "picaporte" .  Este moño consiste en dos trenzas de ocho a diez ramales, tejidas a modo de "pleita".  Se colocaba en la nuca y se sujetaba por la mitad con una cinta de raso o terciopelo a veces bordado.  Por la parte frontal se hacían la raya en medio o lateral con las clásicas y preciosas hondas murcianas, dejando siempre la frente despejada.

Como complemento al peinado solían ponerse una peineta o varias peinas de metal o plata repujada y de forma achatada.  También se acompañaban de agujones y horquillas de metal repujadas también, incrustando, en ocasiones, piedras preciosas.

Lo que nunca faltaba en el pelo de una murciana era un buen pomo de flores naturales, prendidas al moño y cayendo hacia el rostro.  También solían ponerse otro "pomico" de flores naturales cogido al lado izquierdo del pecho.  La disposición de este ramillete indicaba el fotografíaestado civil de la mujer en cuestión.  Si se prendían el ramillete hacia abajo indicaba que la moza estaba soltera y en edad casadera, buscando quien la pretendiera.  Si el ramillete estaba hacia arriba, era símbolo que la señora estaba felizmente casada y le era fiel a su marido.

Redondo

Otro tipo de peinado muy extendido entre la mujer murciana, fue el de peinarse con la raya en medio y recogerse el pelo atrás en un moño redondo o rodete . 

Este peinado data de 1930, influenciado por las aires románticos de la época.  También solían prenderse uno, y en ocasiones dos, ramilletes de flores naturales para realzar su belleza y llamar la atención.

 





Grupo Folklorico Villa de Alhama. villadealhama@gmail.com